Beneficio tributario

Dependiendo del régimen que escojas, el estado te premiará anualmente por hacer APV.

Productos

Invierte en nuestra gran oferta de productos: estrategias activas, fondos mutuos, acciones, ETF y fondos de inversión.

Sin monto mínimo

Y sin cobro de mantención de tu cuenta.

Si no sabes cómo, ¡te ayudamos!

Te ofrecemos estrategias a tu medida.

Mejor Inversión, mejor jubilación

El APV es un ahorro adicional al que realizas mensualmente en tu AFP con el objetivo de mantener un nivel de ingresos similar al actual, al momento de pensionarse.

¿Sabías que con tu APV puedes llegar a tener el mismo sueldo de hoy al momento de jubilarte?

Simular mi APV >

¿Régimen A o B?

Régimen A: El Estado aporta un 15% de lo que ahorras, con un tope de 6 UTM anuales.

Régimen B: Lo ahorrado se rebaja de la base imponible, disminuyendo el total de impuestos a pagar.

Simular mi Régimen >
Imagen Planta escritorio
Imagen Planta movil

Conoce los tipos de APV

El APV es un ahorro adicional al que realizas mensualmente en tu AFP con el objetivo de mantener un nivel de ingresos similar al actual, al momento de pensionarse.

Depósitos de APV

  • Pueden ser realizados por personas dependientes o independientes que estén cotizando.
  • Se pueden realizar aportes mensuales o esporádicos.
  • En el caso del APV régimen B estos aportes rebajan la base imponible disminuyendo los impuestos a pagar. En el caso del régimen A se accede a una bonificación anual del 15% del monto ahorrado.
  • Tope de UF 600.

Depósitos Convenidos

  • Sólo pueden ser realizados por personas dependientes.
  • No constituye renta, por lo que no están afectos a impuestos.
  • Deben ser realizados a través del empleador.
  • No pueden ser rescatados ni retirados antes de pensionarse por parte del trabajador y, en todo caso, una vez pensionado, se deben traspasar a la AFP correspondiente.
  • Tope de UF 900.

Tanto los depósitos de APV como los depósitos convenidos tienen un objetivo previsional, debiendo cumplir con los procedimientos aplicables según la normativa correspondiente. Su retiro está sujeto al cumplimiento de la normativa previsional y tributaria respectiva, la que puede implicar limitaciones y costos adicionales, que son de cargo del cliente.

Preguntas frecuentes

¿Por qué es importante ahorrar en APV?

El APV complementa el ahorro obligatorio y es muy importante para que las pensiones puedan reflejar los últimos sueldos del trabajador. El ahorro obligatorio solo nos llevará a una pensión de un 70% del último sueldo y puede ser aún menor si la persona tiene lagunas o una renta superior al tope imponible. Para anticiparnos a esto, APV permite realizar aportes adicionales al 10% obligatorio, los cuales son recompensados con beneficios tributarios.

¿Existe un monto mínimo o máximo para realizar un APV?

No existe un monto mínimo para realizar APV y el tope es de UF 50 al mes (mediante descuento por empleador) o UF 600 al año (mediante depósito directo).

¿Puedo retirar el monto ahorrado en mi APV?

Si, se puede retirar libremente el APV, pero eso conllevará a que el trabajador tendrá que pagar su tramo impositivo más una sobretasa que va del 3 al 7%. En el caso de los sueldos más altos el costo total puede llegar a 42%, por lo que es importante realizar un buen análisis de las alternativas adicionales antes de retirar el APV.

¿Quiénes pueden hacer APV?

Los trabajadores dependientes y los independientes que estén cotizando en una AFP.

¿Dónde puedo invertir mi APV?

Las instituciones que pueden ofrecer planes de APV son: AFPs, Corredoras de Bolsa, Corredoras de Seguros, Administradoras Generales de Fondos Mutuos.

¿Cuáles son los beneficios tributarios?

El beneficio tributario depende del régimen tributario que elijamos. En el régimen A el estado le otorga al trabajador una bonificación fiscal de 15% sobre el monto ahorrado en APV. En cambio, en el régimen B el trabajador puede rebajar el monto ahorrado en APV de su carga impositiva, por ende, el beneficio es directamente asociado a su impuesto de segunda categoría.

¿Qué régimen escoger?

El régimen A es más útil en los trabajadores con ingreso mensual total menor a $3 millones dado que el beneficio de 15% es mayor al beneficio que tendrían en régimen B. Para los sueldos altos el régimen B es más conveniente dado que su tramo de impuestos es más alto al 15% de bonificación que otorga el Estado.

¿Cuál es la diferencia entre un APV y cuenta 2 de la AFP?

El APV complementa el ahorro obligatorio y tiene un fin previsional, en cambio, la cuenta 2 de la AFP tiene fines generales, por lo que es equivalente a una cuenta tradicional de inversiones.

¿En qué productos puede tener invertido mi APV?

Puede invertirlo en distintos productos, tales como Fondos Mutuos, Fondos de Inversión, Acciones, Renta Fija, entre otros.

¿En qué influye la rentabilidad de mis ahorros de APV en mi futura pensión?

La rentabilidad es un componente muy importante en la pensión de los trabajadores. Un 1% de rentabilidad en las cotizaciones obligatorias durante toda la vida puede llegar a tener un impacto de 25% en la pensión final. *Cálculo basado en un trabajador que empieza a trabajar a los 20 años. Rentabilidad real de 5% vs 6%.

¿Cómo me ayuda el APV a pensionarme antes de los 60 ó 65 años?

Al ahorrar más del monto obligatorio uno puede anticipar la pensión. Por ejemplo, un trabajador que se integra al mercado laboral y realiza un aporte mensual por $60.000 puede anticipar su pensión en 5 años. *Cálculo basado en un trabajador que empieza trabajar a los 20 años, cotizando sobre una renta bruta de $1.000.000 y ahorrando un 60% de las cotizaciones obligatorias.

La rentabilidad es fluctuante por lo que nada garantiza que las rentabilidades pasadas se mantengan en el futuro.

Indicadores de Mercado