Buscar

Búsqueda destacada

Buscar
Accesibilidad
Sebastián Ramírez, Gerente de Acciones Chilenas LVAM

LarrainVial

06/02/2024
498
3 Minutos

Sebastián Ramírez: ¿Qué viene para los fondos mutuos de acciones chilenas?

El 2023 fue un excelente periodo para las acciones chilenas y se enmarca en tres años consecutivos de buen desempeño de la bolsa. Si miramos el IPSA como referencia, éste acumula 48% de subida desde finales de 2020, posicionándolo dentro de los mercados con mejor rendimiento al cierre de diciembre pasado.

Este contexto, ha permitido que fondos mutuos de acciones chilenas hayan destacado por sus rentabilidades. Tal fue el caso de LV Enfoque, fondo mutuo de LarrainVial Asset Management que ganó alrededor de 70% en dicho periodo (2021-2023), y si miramos sólo el último año, esa rentabilidad fue de 28,5% versus un IPSA que llegó a 17,8%.

Así, de cara a este 2024 y luego de tres años de excelentes desempeños del mercado, en general, creemos oportuna una aproximación selectiva a acciones chilenas, en las cuales seguimos encontrando valorizaciones significativamente descontadas y oportunidades interesantes, pero cada vez menos generalizadas de lo que eran dos años atrás.

¿Por qué? ¿Qué factores estarán determinando el desempeño de las acciones chilenas en 2024?

El primer factor y quizás el más relevante para entender el comportamiento de los activos de riesgo chilenos es la incertidumbre. Creemos que la normalización a los niveles que había pre-estallido, menos de la mitad de lo observado actualmente, es un driver muy importante para que las valorizaciones vuelvan a niveles más similares a la historia.

El segundo punto clave es la normalización de las tasas de interés, en particular la rapidez de la misma, en donde durante este año esperamos más de 3,5% de caída en las tasas de referencia por parte del Banco Central de Chile. Creemos que este recorte debería dar un impulso tanto a los activos financieros, como ser un factor determinante para la reactivación de sectores intensivos en capital de trabajo y con altos niveles de inversión de activos fijos. En esa línea, estimamos que la reciente baja de 1% en la tasa de referencia y las señales de que el ritmo de caídas seguirá un nivel acelerado, son positivas.

Un tercer elemento es la recuperación de resultados operativos de las empresas. La baja en actividad de 2022 y las altas tasas de interés observada en los últimos 18 meses, han tenido efectos diversos en las compañías en las cuales invertimos generando desafíos importantes.En ese contexto, creemos que sectores relacionados al consumo y  retail deberían empezar a mostrar señales más potentes de una normalización de resultados financieros. Este proceso creemos que ya ha tomado más robustez en el segmento de bebidas, pero no debería sorprendernos en el segundo semestre también sea similar para el retail.

Teniendo esto en consideración, creemos que 2024 será un periodo de normalización. Normalización de los niveles de incertidumbre, de las tasas de interés, de los resultados de las compañías. El grueso de este proceso tenderá a ocurrir hacia finales de año, razón por la cual creemos que es prudente posicionar nuestro fondo hacia niveles menor de riesgo doméstico, buscando diversificar en empresas con exposición internacional y sectores más defensivos de cara a tener visibilidad para estar más constructivo en la parte doméstica.

Si bien nuestro mensaje es de cautela, es uno de cauto optimismo. Las acciones chilenas son una de las más baratas con respecto a su historia tanto de la región como de mercados emergentes, una de las economías más avanzadas en el proceso de normalización de tasas de interés, y de las que están más prontas a acelerar su demanda doméstica.  

*Análisis de Sebastián Ramírez, Gerente de Renta Variable Chilena, LarrainVial Asset Management.

Indicadores de Mercado